Make your own free website on Tripod.com
 


A s t r o n o m í a

MANCHAS SOLARES
EN ACCION.

Por: Joaquín Abenza Moreno
Presidente del C.I.F.E. 

"Medí los cielos,
y ahora las sombras mido, 
En el cielo brilló el espíritu, 
En la tierra descansa el cuerpo."
 

Epitafio de J. Kepper

     El pasado viernes 30 de marzo sucedió un curioso fenómeno en el interior de una mancha solar, el desprendimiento de cuatro llamaradas solares y dos potentes nubes magnéticas, cuya incidencia sobre nuestro planeta pudiera ser importante en cuanto a efectos no deseables sobre las redes eléctricas, las transmisiones de radio y televisión, así como el control de los satélites artificiales, además de vistosas y desacostumbradas auroras boreales.


    Estas llamaradas que se corresponden con explosiones en la atmósfera del sol, así como las nubes de gases magnéticos, conocidas como emanaciones de masa coronaria,  fueron expulsadas de la mayor mancha solar que ha sido observada en los últimos diez años.

     La mancha es tan grande que puede ser observada a simple vista, eso sí, con la correspondiente protección ocular para prevenir posibles quemaduras en la retina, según los cálculos realizados hasta la fecha esta mancha tiene un diámetro de 140.000 kilómetros.


Manchas solares

     La tormenta solar comenzó a ser suficientemente activa el miércoles 28 de marzo y sus efectos sobre la tierra van a ser de tipo general, en forma de perturbaciones magnéticas muy significativas, alterando el campo magnético propio del planeta.

     Las manchas solares se explican como "zonas oscuras" en la superficie del astro rey, originados por una concentración de campos magnéticos que se distorsionan. La actividad solar tan fuerte de los últimos días puede estar causada por la emisión de energía de naturaleza magnética.

     Habida cuenta de la importancia que la influencia de la actividad de las manchas solares tiene sobre nuestro planeta y nuestra forma de vida tecnológica de los albores de este tercer milenio, vamos a comentar algunos aspectos interesantes relacionados con las "manchas solares".
 

GALILEO Y LAS MANCHAS SOLARES:
 
 
     Como en tantas otras facetas de la astronomía, no fue hasta el descubrimiento del telescopio cuando comenzó a estudiarse de una manera seria el misterio de las manchas solares. 

     Para la cosmología de Aristóteles los cielos eran "perfectos e inmutables" y cada astro era una  esfera absolutamente perfecta sin el menor "defecto", como puede comprobarse se trataba de un concepto altamente idealizado del universo. Esto se mantuvo hasta principios del siglo XVII.
 
 

   
Galileo Galilei
          Gracias al uso del telescopio, Galileo Galilei realizó un minucioso estudio del sol y de sus manchas, aportando una detallada cronología de sus movimientos, dibujo a dibujo de los mismos.

     En el verano de 1612 Galileo llevó a cabo una serie de observaciones que fueron publicadas un año mas tarde en una obra denominada "Historia y Demostraciones de Manchas Solares y sus Propiedades". Estas observaciones fueron realizadas en días sucesivos aproximadamente en el mismo momento, lo cual permitió a Galileo establecer las pautas de los movimientos de las mencionadas manchas.
 

EL CICLO SOLAR Y LAS MANCHAS:

     Desde hace mas de dos mil años los chinos comenzaron a estudiar el sol visualizando el disco refulgente a través de cristales ahumados o jade y fue un astrónomo chino quien unos pocos años antes del nacimiento de Cristo dijo haber observado pequeñas manchas oscuras en la superficie del sol.
 
 

J. Keppler
    Mucho más reciente en el tiempo, en 1607 J. Keppler utilizó una cámara oscura para observar el sol y creyó haber observado una mancha en el mismo. Tres años mas tarde el astrónomo inglés T. Harriot enfocó un telescopio al sol utilizando como protección la espesa niebla inglesa, llegando a evaluar un número determinado de manchas en el disco solar, dándose cuenta que crecían y decrecían de forma dinámica.

     Casi de forma seguida en el tiempo entró en escena la figura ya comentada de Galileo, que se dedicó intensamente al estudio de las manchas 

solares, lo cual le granjeo sus primeros encontronazos con los religiosos mas fundamentalistas de su tiempo, problemas que despues se harían mayores.

     A mediados del siglo XIX el astrónomo S. Schwabe se dio cuenta que el número total de manchas solares variaba cada diez años, publicando su descubrimiento, con base en la observación, en el año 1843. Poco tiempo despues A. von Humboldt establecía el ciclo solar en un poco mas de once años, descubriéndose posteriormente que este ciclo estaba relacionado con los cambios en el campo magnético de la tierra y fenómenos como las auroras boreales.

     Estudios posteriores determinaron que no todas las manchas solares giran alrededor del sol con la misma velocidad, por lo que no son estructuras fijadas a la superficie del astro rey de manera sólida.

     Se establecieron correlaciones entre la actividad de las manchas solares y periodos de temperaturas medias bajas en el planeta. Por lo que se añadió el clima a la lista de parámetros terrestres influenciables por la aparición de mayor o menor número de manchas solares.

RECIENTES DESCUBRIMIENTOS:

     La revista científica "Science", publico en el mes de mayo del año pasado los resultados de una interesante investigación llevada a cabo por investigadores del Instituto de Astrofísica de Canarias (I.A.C.), sobre los denominados "destellos umbrales" de las manchas solares y la compleja actividad dinámica y magnética en el sol.

     El uso del telescopio para observar la polarización de la luz, unido a la experimentación con simuladores ha permitido descubrir el mecanismo de funcionamiento de los "destellos umbrales", que son aumentos repentinos y periódicos que se producen en el brillo de las líneas espectrales que se forman en la parte central más oscura de las manchas solares.

     Las investigaciones fueron dirigidas por el Dr. Javier Trujillo y aportan gran información y sobre todo nueva, sobre las oscilaciones del gas ionizado o plasma en las manchas solares y los destellos, fenómenos ambos relacionados con los campos magnéticos solares y sobre todo la influencia que tienen en la actividad magnética del sol y su repercusión sobre el clima y el magnetismo de la tierra.

     Se ha obtenido una secuencia completa de la evolución temporal de las manchas solares lo que permite a los científicos obtener información directa sobre los campos magnéticos.

     Las investigaciones han permitido establecer un modelo sobre las condiciones físicas, dinámicas y magnéticas, en las manchas solares, algo semejante a la modelización del movimiento de plasma magnetizado en el seno de las manchas.

     En definitiva los científicos, en este caso del Instituto de Astrofísica de Canarias, han rasgado un poco mas el velo de Isis, abriendo nuevas ventanas al conocimiento de un fenómeno cuya influencia en nuestro planeta es transcendental y vital para nuestra propia seguridad.
 


NOTAS SOBRE EL AUTOR:

JOAQUIN ABENZA MORENO, es Ingeniero Superior Industrial.
Es miembro fundador del C.I.F.E.  y Presidente del mismo.
Durante diez años fue correalizador del Programa radiofónico de Onda Regional de Murcia: EL ULTIMO PELDAÑO.
Es editor de ESTIGIA y miembro de su Comité de Redacción, siendo responsable del área de ufologia y parapsicologia.
Para cualquier comunicación sobre el tema de este trabajo, o cualquier otro: 


PPágina Principal